Mi Perro Parece Triste ¿Qué hago?

Los perros, son animales muy sensibles. Perciben nuestras emociones, cuando estamos tristes, contentos, cansados…Al igual que los humanos ellos también pueden sufrir depresión. ¿Tu perro parece triste? Hoy te traemos un artículo en el que te vamos a contar los síntomas y cómo solucionarlo.

mi perro parece triste

¿TU PERRO ESTÁ TRISTE?

Si los consejos que te vamos a dar no funcionan y tu perro parece triste, debes ir al veterinario y seguir las pautas que os den para vuestro caso concreto.

Causas de la depresión en perros

Pueden ser múltiples causas las que fomente la tristeza o la depresión es nuestro perro.

  • Fallecimiento de un familiar o ser querido: tanto ser humano como perro, el fallecimiento afecta a las mascotas tanto como a nosotros. Perder un compañero de juego y de aventuras puede ser un golpe duro para nuestro perro.
  • Cambio de hogar o de familia: cuando sufren un cambio radical en sus vidas suelen mostrar un período de adaptación en el que se muestran tímidos, poco sociables e incluso tristes.
  • Soledad: ansiedad por separación de la familia o los cachorros porque son destetados antes de tiempo es uno de los problemas más habituales que sufren los perros que pasan demasiado tiempo solos.
  • Embarazo psicológico: el embarazo psicológico es un problema que suele afectar a las perritas que no están esterilizadas.
  • Situación desagradable: para tu perro puede provocar que se encuentre triste y apático.
  • Enfermedades: como comentábamos anteriormente en los síntomas. Una enfermedad puede ser el motivo por el que tu perro esté triste.
  • Pelea de perros: si se ha visto envuelto en una pelea de perros es muy probable que eso le marque en su comportamiento. Algunos suelen volverse más violentos y otros asustadizos y miedosos.
  • Abandono de hogar familiar: si alguien ha abandonado el hogar recientemente tu perro puede sufrir una depresión por la pérdida de ese ser querido.
  • Llegada de un bebé: nuestro perro puede empezar a mostrarse triste y celoso si no preparamos el hogar a la llegada de un nuevo integrante, más si el perro era el único en el que se centraba la atención.
  • Nueva mascota: al igual que pasaba con la llegada de un bebe, si hemos decidido adoptar a una nueva mascota puede ponerse triste y celoso.
  • Ansiedad y estrés: si tu perro tiene estrés o hacer nervios por algo le puede provocar tristeza y apatía.

Lo más importante es detectar cual es la que hace que nuestro perro esté triste para intentar solucionarlo rápidamente.

Síntomas de depresión en el perro

Si sabes como es el comportamiento habitual de tu perro, te será más fácil de identificar si está triste.

  • Falta de apetito: un perro triste no come,  o pierde el apetito y no tiene tantas ganas de comer. Asimismo al contrario come mucho más a como lo hace normalmente.
  • Actitud triste y apatía: cuando no quiere jugar con otros perros o con los humanos. Tanto en la casa como en la calle.
  • Inactividad: suelen mostrar falta de interés por realizar actividades al salir a caminar, de paseo o correr.
  • Sueño excesivo: un cambio de hábito de sueño, normalmente los perros tristes o con depresión suelen dormir más.
  • Cambio de comportamiento: a veces también presentan conductas fuera de lo normal. Por ejemplo que empiecen a gemir, esconderse, llorar, golpearse contra las paredes, mimarse más a los dueños…

Estos son los síntomas más habituales por los que un perro parece triste o deprimido. Tener en cuenta que la tristeza de tu perro también puede deberse a la aparición de una enfermedad. Por lo que es recomendable que lo llevéis al veterinario para que le hagan una revisión y asegurar que todo físicamente está bien.

¿Cómo tratar la tristeza y/o depresión?

Dependiendo cual sea la causa se deben tomar unas medidas u otras, pero generalmente:
  • Mímale, hazle caso, caricias.
  • Juega más con el, dedícale tiempo y haz que se divierta.
  • Sal a pasear más a menudo con él. Los paseos estimulan física y anímicamente.
  • Ponle música divertida, que le de paz. La música les ayuda a mejorar en su estado de ánimo.
  • Cocinarle cosas ricas de vez en cuando a modo de premio para estimular sus sentidos.
  • Regálale juguetes interactivos para que se entretenga sobre en todas cuando no vayas a estar en casa y se quede solo.
  • Si pasa mucho tiempos solo en casa. Planteate incorporar una nueva mascota para que se hagan compañía. Pero con mucho cuidado ya que puede provocarle celos y desembocar en el problema contrario.
También te puede interesar: «¿Por qué lagrimea el ojo de mi perro?«

Deja un comentario